La otra cara del coronavirus: el confinamiento nos deja imágenes positivas

El planeta se ha tomado un respiro durante estas semanas con todo el mundo confinado en su casa y la actividad parada. La situación que atraviesa buena parte del mundo es dramática debido a la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, pero también nos está dejando imágenes que nos invitan a la reflexión.

Unas calles, ríos y un cielo más limpios, con una calidad del aire mucho mejor y una contaminación atmosférica que ha caído en picado en muchas zonas del mundo debido a la reducción de emisiones provocadas por la actividad humana. Se trata, sin duda, de un buen momento para tomar conciencia y ver que un cambio de rumbo es posible.

29 de marzo de 2020